Desarrollar el talento desde el aprendizaje (II) ¿Motivación, seguridad, descubrimiento o conversación?

Esta segunda parte sobre el desarrollo del talento desde el aprendizaje está dedicada a la observación de qué resultados de desarrollo e insight (percepción, entendimiento) provocan los diferentes estilos del profesional de la formación.

  • Estilo 1 “encantador de miradas”: acostumbra a generar una energía motivadora en los participantes. El aprendizaje se produce cuando este tipo de energía se encuentra con la experiencia y narrativa que presenta el formador. El resultado del aprendizaje es la expectativa positiva de aplicar un concepto, una idea o una experiencia observada en la formación.
  • Estilo 2 “descubridor de conceptos”: promueve seguridad en los participantes que atienden a las exposiciones y a las dinámicas donde encuentran explicaciones a las cuestiones que se planteen. Se sale de esta experiencia con conocimiento cognitivo y vivencial, y con la inquietud de leer o buscar más información (piden bibliografía al finalizar la acción formativa).
  • Estilo 3 “observador influyente”: provoca que los participantes salgan de su zona de confort y puedan descubrir nuevas posibilidades de actuación. La información que obtienen como aprendizaje significativo parte de los propios conocimientos y fortalezas. La sensación de quien conecta con este estilo es de intenso conocimiento.
  • Estilo 4 “promotor de confidencias”: construye una red de conversaciones entre los participantes y con el profesional, aportando un contenido que va más allá de lo conceptual, conectando con experiencias o vivencias personales de cada participante. El aprendizaje se produce cuando los participantes se sienten cómodos para aportar o recibir la información necesaria para el desarrollo.

Por supuesto los estilos se pueden mezclar y lo adecuado es utilizar cada estilo según lo que requiera el grupo o persona destinataria de la acción de desarrollo o aprendizaje.

Comment 1

Escribe un comentario